Ña

A veces... es como chocar contra un muro. Una muestra de afecto, un "te quiero", y ni se inmuta. No dice nada, no hace nada. Supongo que... duele, un poco. Saltar y acabar chocando con cierta frialdad, con otros temas, cuando lo único que quieres, lo único que pides es que te responda. Creo que no pido tanto, solo un "te quiero".


Pero como sé que es tonto, y que es un bruto, y que probablemente esté pensando en otras cosas. Me callo y digo "ña", esperando que, antes de irme a dormir, nos despidamos con un "Buenas noches. Te quiero". Y una conversación del tipo:

- Hablamos mañana?
- Claro.

Solo sé que soy idiota.

No hay comentarios:

Páginas vistas en total