Tiempo de cambios

Supongo que su entrada me ha hecho pensar. Bueno, de alguna manera, es algo en lo que siempre he pensado. Donde estaré dentro de un año, o dentro de 20... ni siquiera tan lejos, dónde estaré dentro de 8 meses, en Septiembre... o incluso en Junio, cuando empiece mi pequeño "calvario"cuando el mundo empiece a girar, cuando empiece a moverme, cuando empiece a "hacer algo".
 Mi vida siempre ha sido sencilla, sin cambios bruscos (excepto excepciones... valga la redundancia), basada en la rutina y en el paso del tiempo. Nunca me ha preocupado (y, aún así, sigue sin preocuparme). No necesito una vida complicada, que yo ya me la complico bastante. Todo ha sido lento, despacio, y las pocas veces que he ido con prisas, todo ha salido del revés. Sin embargo, no puedo evitar pensar que dentro de nada mi vida quizás sea diferente, quizás no tanto, quizás no haga nada o esté haciendo algo que me guste, o esté haciendo algo que no soporto (¡espero que no!). Pensar que no queda nada, absolutamente nada para que tenga que decidir, y decidir algo de lo que no me arrepienta en la vida, que sea lo que realmente quiera, que me haga "feliz" o, al menos, no me aburra, que se adapte a mí de la mejor manera posible. Decidir y no hacerlo mal, pues es algo que cambiará mi vida. Supongo que es lo que sientes cuando se acerca ese momento decisivo, cuando en cinco meses todo se acaba
Está claro que no echaré de menos vivir aquí. Mi pueblo no es lo que se diga un pueblo agradable. No sé donde estaré, pero Vigo no quedará tan lejos.Echaré de menos las clases de japo... por no decir a él. Pero no me preocupa. Estaré bien, estará bien, estarán bien. Y seguiré sonriendo
Es el no saber y la incertidumbre lo que me preocupa (un poco), y el tener que afrontar esos cambios. Y que sean para mejor, nunca para peor... Será cuando mi vida se empiece a mover por algo, y eso será importante. ¿Sabré lo que es amar? Quien sabe.

No hay comentarios:

Páginas vistas en total